La agenda económica del gobierno para un año electoral

La presidenta inauguró el pasado martes 1 de marzo el período ordinario de sesiones del Congreso Nacional
En su mensaje destacó que el país registra "el crecimiento, con inclusión social más importante de la historia", un tema que motiva a la discusión, tanto por quienes son los que se apropian de ese crecimiento económico, como sobre la calidad de la inclusión social referida.
El propio INDEC actualiza todos los años mediante una encuesta la situación de las 500 más grandes empresas que actúan en Argentina. El último dato disponible es del 2009, donde se destaca la creciente extranjerización de la economía, dando cuenta de los principales beneficiarios del ciclo de ascenso del producto. En rigor no hay políticas que expliciten una modificación de ese dato estructural.
Respecto de la inclusión puede pensarse que si la más importante política social alcanza a 2 millones de personas, el mismo dato da cuenta de los problemas contemporáneos del orden económico para transformar políticas sociales compensatorias en trabajo remunerado acorde a las necesidades básicas actuales, muy lejos del monto de los subsidios otorgados a las familias empobrecidas. Un dato adicional es que en el 2002 se otorgaron también 2 millones de planes jefes y jefas de hogar como paliativo ante la grave situación social.
Fueron variados los temas económicos considerados, entre ellos destaca:
  • la mención al volumen de las reservas internacionales, unos 52.350 millones de dólares, asociados al proceso de cancelación de deuda externa pública, decisión que "permitió instalar la confianza en Argentina". El pago de la deuda en default es asumido como un logro, llegándose a normalizar el “92,3% de la totalidad de la deuda" en default. Hay que señalar que en la misma semana el boletín oficial publicó el decreto que autoriza disponer de casi 2.187 millones de dólares para cancelar vencimientos de deuda con los organismos financieros internacionales, sin perjuicio de otros pagos que resulten de las negociaciones con el Club de Paris, un proceso que involucra entre 7.000 y 8.000 millones de dólares.
El dato no comentado en el discurso y que vale la pena mencionar como problema estructural a futuro es el cambio de acreedores, ya que la cancelación con los acreedores externos supone incluir acreedores internos, sea el propio tesoro nacional, ANSES, u otras dependencias del Estado Nacional, con lo que el problema del endeudamiento se mantiene, con otros acreedores.
  • Se enfatizó en la necesidad de actualizar la legislación contra el lavado de dinero ante probable condena internacional del GAFI.
  • La información destacada vino por el lanzamiento del plan de desarrollo industrial 2020, y su impacto en la recuperación laboral.
Gran preocupación por destacar la evolución industrial, que insistamos está fuertemente transnacionalizada y es parte de la remisión de utilidades al exterior y fuga de capitales, sino, no se entiende el freno a las importaciones para defender el superávit comercial.
La asociación de crecimiento industrial con empleo y exportaciones se discute desde la realidad de las autopartes, tal como se evidencia con la empresa Para Metal de Villa Constitución.
  • En materia agrícola se confirmó que "Vamos a llegar este año a los 100 millones de toneladas de granos" confirmando el modelo productivo que privilegia la soja.
  • En materia de trabajo y seguridad social, se reconoce el empleo no registrado del 35%, el desempleo del 7,3 %, y se anunció que se decidió extender la Asignación Universal por Hijo a mujeres embarazadas a partir del tercer mes de embarazo a partir del 1ro. de mayo de 2011.
El gran ausente en la intervención presidencial fue el alza de los precios internos.
La evolución de los datos económicos explicitados en el discurso presidencial se remonta al 2003, dando por sobreentendido una continuidad de los dos últimos turnos presidenciales. La intencionalidad apunta a proponer la continuidad en el futuro inmediato de renovación presidencial con las elecciones de octubre.
Sea quien sea el candidato del oficialismo, la alocución marcó la agenda para el año electoral.

1 comentario:

Pablo F. dijo...

Y ni hablar del simpático pedido a los trabajadores para que no corten calles ni reclamen por sus derechos...
saludos